Diada de Cala Murta Imprimir E-Mail

La Diada de Cala Murta tiene su origen en los “Amics de Costa i Llobera” asociación pollensina fundada en 1936. Por estas fechas pasó a las Casas de Cala Murta, finca que andando el tiempo sería propiedad de D. Ignacio Rotger Villalonga, hijo Bernardo Rotger Cànaves antiguo cochero de Ca’n Costa: Padre e hijo habían sido conocidos del Poeta D. Miguel Costa y Llobera

La vida de D. Ignacio, persona culta, profesional de la hostelería, es en una gran parte una existencia dedicada a la memoria y gloria de Costa i Llobera. La finca de Cala Murta, de unas mil cuarteradas había sido adjudicada en herencia precisamente al Poeta y a su hermano Perico (1920).

En dicha finca, a Don Ignacio le complacía acoger en los veranos ilustres hombres de letras que posteriormente cofundarían con el la Diada de Cala Murta, celebrada sin interrupción hasta el día de hoy, el domingo más próximo al 16 de octubre aniversario del óbito de Miquel Costa i Llobera (1922).  

Siguiendo el deseo de D. Ignacio Rotger, creador de la Fundación Rotger Villalonga, la Diada de Cala Murta comprende habitualmente una Misa dedicada a la Virgen de Formentor, que se halla entronizada en la artística capilla con frescos de los afamados pintores Colson y Bertheloti.

El celebrante, que preside la Eucaristía, hace una amplia referencia a la espiritualidad de Costa i Llobera, virtuoso sacerdote i poeta que se había inspirado en aquellos fascinantes parajes, ribera de Tramuntana de  Mallorca. 

Acabada la Misa con el besamanos a la Virgen se cantan sus “Goigs”, que datan de 1945: versos del profesor D. Miquel Dolç de Santa Maria del Cami, y música del Padre Miquel del Sants Capó, teatino de Felanitx. 

Seguidamente los asistentes se trasladan al pie del Monumento (obra del escultor D. Joan Borrel i Nicolau,1949)  donde tiene lugar un Acto Literario que se inicia con breves parlamentos que dan cuenta de los hechos principales ocurridos el año anterior relacionados con Costa y Llobera y la Fundación con eventual anuncio de los próximos. 

En dicho acto, a lo largo de los años tomado la palabra ilustres personalitades de nuestra letras, como Bartomeu Torres i Gost, Llorenç Riber i Campins, Octavi Saltor i Soler, Rafel Ginard i Bauçà, Guillem Colom i Ferrà, Joan Pons i Marquès, Francesc de Borja Moll i Casesnoves, Bernat Vidal i Tomas, Jaume Vidal i Alcover, Miquel Gayà i Sitjar, Miquel Bota i Totxo i Gabriel Llompart i Moragues entre muchos otros,  estudiosos de la vida i obra del Poeta, amigos de D. Ignacio Rotger y autores de la Diada. Después de la intervención de los oradores vienen los rapsodas, de toda  Mallorca y de diversa edad y condición que reciten poemas de Costa y Llobera y de muchos otros autores de la Escuela Mallorquina y modernos.

El acto finaliza -ritualmente- con la recitación de ”El Pi de Formentor” y la foto de los asistentes, que de cada año son más numerosos.  

A las 14 horas se va al emplazamiento del Campamento “Santa Maria de Formentor” para el almuerzo de amistad, que suele consistir en un entrante de cocas mallorquines, seguido de “arròs brut” y de postres los típicos y tradicionales “bunyols de les Verges”, dada la proximidad de esta Diada con la fiesta de las hijas de Santa Úrsula. 

Acabado el almuerzo tiene lugar el concierto anunciado que suele ser de canciones polifónicas o bien un recital de danzas folklóricas. En el intermedio del acto hay un segundo recital (más popular) de poesias. A las cinco de la tarde con unas palabras de clausura del Presidente de la Fundación, se despide la Diada hasta el año próximo.

 
Siguiente >